domingo, 23 de agosto de 2009

Arrastrando otra vez el nombre de España


El Partido Popular piensa llevar al Tribunal Europeo de Derechos Humanos las escuchas de la policía a sus delincuentes. Que lo hagan, pero que no ensucien más el nombre de España en el exterior asegurando que el Estado persigue a un determinado partido político. Hay otras formas de hacer campaña. En Europa ya tienen experiencia de las mentiras del PP, como en los tentados integristas del 11-M, con resolución de condena a ETA incluida - siempre condenable-, para tratar de no perder las elecciones. En fin, piensa el ladrón que todos son de su condición. Mentiras y Gordas, las de la señora De Cospedal, que sabe que cuanto más grande es una mentira, más fácil es de creer.

No hay comentarios:

Publicar un comentario