viernes, 30 de abril de 2010

¿Libres para decidir?


La imagen titulada "La mirada" es del fotógrafo jerezano Emilio Morenatti.
Los imanes de las mezquitas españolas han unificado los sermones para hablar del velo islámico, una prenda que en su día dignificaba a la mujer.
¿Se debe tolerar lo intolerable? Conocemos todas las excusas de los intransigentes para justificar lo injustificable en aras de una “verdad” superior y del respeto a las libertades individuales.
El hiyab pudo ser en su día un signo de distinción y de respeto, e incluso hoy en día las mujeres musulmanas pueden sentirse orgullosas de llevarlo y hay que respetar su decisión pero para que una decisión sea respetable ha de ser libre, y es muy difícil considerar que la utilización del velo es una decisión tomada con independencia, aunque a ellas no les moleste por su uso y costumbre.
Es difícil considerar la libertad en una sociedad patriarcal y autoritaria donde la imposición masculina se hace evidente a cada momento, y el velo hace muchos siglos que pasó de ser un símbolo de distinción a ser un signo de sumisión. Esa actitud machista Incluso se deja ver en las calles de nuestro país. Resulta sumamente repulsivo ver cómo algunos magrebíes, en zonas como Almería o Murcia, recriminan a las mujeres españolas el hecho de fumar por la calle.
Intentamos y ponemos en práctica políticas igualitarias, se busca la paridad, la eliminación de cualquier tipo de maltrato sea físico o psicológico, la colaboración entre hombres y mujeres en el mismo plano… ¿y vamos a permitir que las actitudes machistas continúen en otras culturas que simplemente argumentan que tienen otra religión y otras costumbres?
El hiyab es un símbolo, pero otras vestimentas como el niqab o el chador, de color negro suponen la ocultación de la mujer, la desaparición de la escena. De hecho el color de la vestimenta de los tramoyistas , de los cámaras de televisión en las retransmisiones etc, es el negro, el negro de la cabeza a los pies para pasar desapercibidos .
En la polémica sobre el velo, no se trata de imponer nuestras costumbres sobre las de otros, se trata de que todos , hombres y mujeres, puedan decidir con libertad qué es lo que quieren hacer y cómo lo quieren hacer . Ya hemos sufrido bastante con la intransigencia y el integrismo cristiano como para aceptar la intransigencia de religiones que nos son ajenas.
Creo que hay artistas que reflejan en una sola imagen lo que a mi me cuesta muchas palabras expresar. Basta con mirar a la cara de la niña de la imagen de Morenatti para sentir una enorme tristeza al pensar en el futuro que le espera. Quizá, a las mujeres inmigrantes les espere un futuro mejor, pero no debemos consentir que sea ni un ápice peor que el de cualquier mujer europea.

miércoles, 28 de abril de 2010

¡Ainhoa, échale huevos!


¿Qué tenga cuidadito con cómo aparco? ¡Qué no beba en Feria? ¿Pero estos capullos quiénes se han creído que son? ¿De qué van estos matones de mierda! Espero que el gobierno municipal no permita ni un segundo más el comportamiento mafioso de la policía antijerez que solo sabe de: “o aflojas la pasta o voy a por ti y los tuyos”. ¡Qué falta de respeto al pueblo de Jerez! A los que les pagan el sueldo, a los que tienen que servir.
Ainhoa, cariño, ni un paso atrás, y si se dan de leches entre los sindicatos… que se maten entre ellos, que ya aclararán en comisaría por qué se han pegado y nos enteraremos todos de qué va esto.
Por cierto, a ver si son tan chulos con los moteros y se ponen a multar las motos aparcadas en las aceras…

domingo, 25 de abril de 2010

En dos palabras, "in parcial"


Los tics fascistas de Diario de Cádiz


Hay otra forma de fascismo distinta a la de la Falange y Manos Limpias, o quizá sea la misma pero de guante blanco. Me refiero a las actitudes antidemocráticas de algunas empresas que ya definen su posición ideológica a diario en sus editoriales y páginas de información, pero que además llevan a la práctica sus convicciones políticas de destrucción del adversario en su gestión.
Voy al grano. Tengo a gala mi aprecio y cariño para un viejo amigo, aunque nos veamos poco, me refiero a Juan Ramón Aramburu, uno de los asesores de la alcaldesa, que no fue cesado porque dimitió mucho antes de que Pilar Sánchez tomara la decisión de hacer este recorte en el Ayuntamiento. Juanra dimitió casi mes y medio antes de que le fuera aceptada su dimisión, y lo hizo harto de las críticas recogidas y auspiciadas por los medios de comunicación, que poco menos le acusaban de estar robando al pueblo de Jerez por estar contratado en el Ayuntamiento. Pues bien, Juanra ejercía su labor como cargo público con una excedencia en Diario de Cádiz, donde ha desarrollado su carrera profesional durante más de quince años. Tras dimitir, solicitó el reingreso en su puesto, pero le esperaba una carta de despido con una indemnización de cuarenta y cinco días por año, la máxima, la misma que le hubiera correspondido por despido improcedente… se trata de evitar el engorro de tener que ir a los tribunales. Ahora yo me pregunto, si en lugar de ejercer un cargo público para un gobierno del PSOE lo hubiera hecho para un gobierno del PP, ¿habría despedido el Diario de Cádiz a Aramburu? ¿Puede permitirse el Diario de Cádiz prescindir de un periodista con los contactos y las fuentes de Juan Ramón? La primera respuesta es no, porque no lo ha hecho con servidores del PP en el Ayuntamiento de Cádiz. La segunda respuesta es sí, sí porque el negocio del Diario de Cádiz, como de todo el Grupo Joly no es la información.
P.D. Juanra, espero que vuelvas a tu puesto tras las próximas elecciones municipales, que evidentemente va a ganar el PSOE por mucho que otros expresen sus deseos en voz alta o por escrito.

jueves, 22 de abril de 2010

No puedo por menos que sentir vergüenza

No puedo por menos que sentir vergüenza al contemplar el ridículo internacional que estamos haciendo a causa del proceso contra el juez Garzón. Los “manos sucias”, los civiles “carapintadas” nos han devuelto a la caverna pre democrática, cuando en Europa pensaban que en España todas las mujeres iban de negro con pañuelos en la cabeza y que nos desplazábamos en burro.
Durante la dictadura franquista que algunos tibios siguen denominando el “régimen anterior”, hubo desapariciones forzadas, torturas y asesinatos cometidos por los mismos que hoy quieren sentar en el banquillo a Baltasar Garzón. No ocurrió sólo durante la Guerra Civil. Los presos que eran liberados eran abordados por pelotones falangistas y asesinados en cualquier cuneta. Durante toda la dictadura hubo detenciones arbitrarias y torturas en las comisarías y los presos fueron utilizados como mano de obra barata por empresas que hoy en día siguen existiendo, incluso con el mismo nombre. Es lógico, porque el golpe de estado de 1936 fue la reacción de una “casta”, que todos conocemos como “los de siempre”, contra la posibilidad de emancipación de la clase trabajadora. “Los de siempre” conciben al pueblo como siervos de la gleba a los que, por imperativo o por mor de los nuevos tiempos y la novelería, hay que pagar un salario. Seres inferiores, incultos, lascivos y pendencieros que estaban a su servicio porque así era el orden establecido.
Nos horrorizamos con los crímenes de otras dictaduras cuyas imágenes podemos ver en televisión, pero aquí se intenta borrar el pasado. Cuando hablas de campos de concentración en España te miran como a un lunático…
Hoy hay que recuperar el sentido de aquellos gritos que pedían democracia y libertad durante la transición para que tras la transición política se pueda llevar a cabo la transición social, y vivir en una España democrática donde lo que se persiga sea el delito, la tortura y el genocidio. Para eso habrá que empezar por ganar la batalla del lenguaje y llamar a cada cosa por su nombre: al asesino, asesino; al dictador, dictador; al fascista, fascista y al genocida, genocida. Eso hay que hacerlo en las tertulias de café, en los periódicos, en las televisiones y en los libros.
¡Viva de una puta vez la democracia!

martes, 20 de abril de 2010

Un Arenas desdibujado y sin pulso inaugura la sede del PP en Jerez


Desdibujado, deslavazado, así se presentó el presidente del Partido Popular Andaluz, Javier Arenas ante sus militantes en Jerez, durante la inauguración de la nueva sede que este partido ha abierto en la calle Larga de Jerez. El discurso fue el mismo de siempre, las conocidas referencias a las traiciones del PSOE a Andalucía en materia de Deuda Histórica, la falta austeridad etc.
¿Qué tendría Javier Arenas la tarde del lunes 19 de abril? ¿Sería tal vez que se enteró por los periódicos que su amigo Bárcenas había dimitido?
Los conspicuos periodistas de Jerez no le preguntaron por la dimisión como senador del Tesorero del PP imputado en el caso Gürtel. Los sagaces plumillas que se han limitado a jalear – con mucho más ardor que el propio Arenas – la futura llegada a la alcaldía de García Pelayo, se olvidaron que el ex vicepresidente del Gobierno, también fue Secretario General del PP en la época en que la trama corrupta campaba a sus anchas por España.
En un ejercicio de cinismo, el presidente regional del PP pidió austeridad al ayuntamiento de Jerez, un ayuntamiento que precisamente en época de García Pelayo se permitió el dispendio de contratar con empresas de la trama la presencia de Jerez en Fitur, por un coste varias veces superior al del pasado año.
Pero lo que llama la atención no es tanto el cinismo, las mentiras o las descalificaciones a las que nos tiene acostumbrado el PP y sus dirigentes, fue la actitud… Arenas estaba taciturno, abatido, sin nervio… Arenas está triste -aunque él diga preocupado-, ¿qué tendrá Arenas?

miércoles, 14 de abril de 2010

Al final sólo fue una foto


Al final, ni acudió Loaiza, ni se conmemoró el Día Internacional Gitano con retraso, “ni ná”, como había anunciado el PP. Simplemente fue un acto preelectoral en la larga carrera que ha iniciado el Partido Popular de Jerez, para la que cuenta con buenos amigos que añoran tiempos en los que vivían mejor… aunque hoy siguen sin darle un palo al agua.
Bien, a falta de Loaiza, que estaría por ahí despellejando adversarios a golpe de insulto, acudieron a la sede de la Fundación María José García Pelayo y la también parlamentaria, Carmen Pedemonte.
Al final, todo consistió en esta foto, que por cierto, deja mucho que desear, ¡claro!, eso pasa por no contratar al Contreras como jefe de campaña, que bien clarito lo ha dejado en su blog.

lunes, 12 de abril de 2010

Los gitanos están con Loaiza


Al menos eso es lo que se debe desprender de un primer análisis del hecho de que la Fundación Secretariado Gitano de Jerez le haya cedido la sede al Partido Popular para el martes 13 a las cinco y media de la tarde. Esta asociación de carácter social le ha cedido la sede precisamente para la celebración de un acto conmemorativo del Día Internacional del Gitano, que curiosamente se celebró el pasado día 8.
¿Cómo es posible que el Partido Popular celebre un acto partidista en la sede de una asociación de carácter social? ¿Quién ha puesto a disposición del PP la sede? Quizá alguien está pagando antiguos favores, puede que antiguas asesorías, porque los señores del PP no solo tenían asesores de alcaldía, también tenían asesores de concejales a los que en según qué casos pagaban incluso hasta 6.000 euros por asesorías a empleados municipales que percibían esas cantidades a modo de pagas extras.

sábado, 10 de abril de 2010

Las ramificaciones del caso Gürtel pueden ensuciar a Jerez


Los hilillos de la marea negra del caso Gürtel llegan hasta Jerez. Unos hilillos que a modo de tentáculos ensuciaron el Ayuntamiento de Jerez en 2004, cuando Pablo Crespo, el segundo del “Padrino” – entiéndase Correa -, llamó a las puertas del Consistorio para ver que tajada se podía llevar.
Y se la llevó, por supuesto, porque la entonces alcaldesa, María José García Pelayo, le adjudicó en enero de 2004 dos contratos de servicio, uno a Special Events, Teleanuncio y a Down Twon Consulting, cuya denominación hoy es Easy Concept.
Mari Pepa le adjudicó por la friolera de 162.806,37 euros la gestión del stand de Fitur, mientras que el contrato de la publicidad y la propaganda se le adjudicó a Teleanuncio por importe de 141.364,56 euros. Además a Easy Concept se le adjudicó a Down Twon el espectáculo ecuestre en la Plaza Mayor por un montante de 39.366,92. No contentos con esto, hubo un cuarto contrato con Easy Concept por 11.855,08 euros para el acondicionamiento del Pabellón Cecilio Rodríguez para espectáculos flamencos. Sobre estos dos últimos contratos, el Partido Popular nunca hace referencia.
La suma total del coste de la presencia de Jerez en Fitur gracias a los corruptos del caso Correa asciende a 355.392,93 euros.
En todos los casos, el Instituto de Promoción y Desarrollo de la Ciudad, recurrió al procedimiento excepcional y urgente para la tramitación de expedientes, recogidos en el Texto Refundido de la Ley de Contratos de la Administraciones Públicas. En concreto, en referencia al artículo 210 C. dedicado a los casos de imperiosa urgencia derivada de imprevistos no imputables a la administración.
Nadie podía prever que Jerez – que había participado durante años en Fitur, fuese a acudir a la Feria Internacional del Turismo en 2004 -. El pobre de Pepe Agüera, entonces director del Instituto de Promoción, tuvo que justificar como pudo la urgencia, asegurando que en el mes de diciembre había sido aprobado el Plan de Excelencia Turística de Jerez, que hacía conveniente la participación de la ciudad en Fitur.
Una lástima esta urgencia, sobre todo para la empresa jerezana FERIACO, que venía gestionando durante años la presencia de Jerez en Fitur.
Pues bien, todavía no tenemos una aclaración de María José García Pelayo sobre este despilfarro cometido en 2004, que supuso casi 300.000 euros más que la presencia de Jerez en la Feria Internacional en 2009, incluido el espectáculo de los caballos.
¿Qué más hace falta para que actúe la Justicia?

viernes, 2 de abril de 2010

De gloria... se han cubierto


Esta vez se han cubierto de gloria. Alrededor de sesenta agentes de la Policía Local se dieron de baja ayer, continuando así con una huelga encubierta para conseguir mejoras salariales por encima del Convenio Colectivo del Ayuntamiento. Sesenta agentes que tenían que haber velado por la seguridad de los ciudadanos, sesenta agentes que tenían que haber controlado que no hubiera coches mal aparcados a la salida de las hermandades, que tenían como misión interrumpir el tráfico al paso de los desfiles procesionales, se dieron de baja para que el Jueves Santo y la Madrugá salieran mal, fueran un fracaso y los ciudadanos no pudieran disfrutarla. Pero no fue así. Pese a que estos alborotadores se quedaron en casa, reinó el civismo y volvimos a vivir una noche intensa.
No ha habido coches mal aparcados en la avenida, es cierto, pero la huelga a la japonesa de multas para cabrear a los ciudadanos en su Semana Mayor puede combatirse tranquilamente aceptando los pliegos de descargo de los jerezanos o bien, olvidándolas en un cajón hasta que prescriban.
La ausencia de sesenta agentes fue una locura, una negligencia imperdonable… que no se notó. No obstante, los ciudadanos, a los que la “autoridad” dio la espalda, corrieron un riesgo innecesario.
¿Se pondrán también enfermos durante el mundial de motos?
La próxima vez, en vez de romanos, que se vistan de indios... con perdón por los indios.