viernes, 18 de noviembre de 2011

¡Españolas, la Ley de Dependencia tiene solución!

La Ley de  Dependencia tiene solución. Basta con eliminarla y con ella sus costes. Además ello traería consigo una disminución sensible del paro ya que el cuidado de los mayores volvería a recaer, como tradicionalmente ha sido, sobre las mujeres mayores de cuarenta y cinco años, un colectivo que tiene difícil incorporarse al mercado de trabajo. Asimismo, el trabajo duro constante, extenuante de la mujer que atiende a las personas mayores con las capacidades físicas o cognitivas disminuidas supone un quebranto para la salud de la cuidadora, y por tanto una merma para su esperanza de vida, lo que, a la larga, reducirá el coste de las pensiones.
Además, la eliminación de la Ley para la Dependencia y de otros gastos asimilados tendría efectos ecológicos.  La desaparición de la gratuidad para los pañales de adultos supondría que no se tirarían a la basura miles de empapadores plastificados, que serían sustituidos lienzos de tela absorbente que habría que estar continuamente lavando, pero no importa, porque la cuidadora, al no trabajar fuera de casa, tendría veinticuatro horas la día para hacer ésta y otras funciones.

Patriotismo

Con la eliminación de la Ley de Dependencia se conseguiría además recuperar la familia tradicional, donde padres, hijos y abuelos viven en fraternal armonía. Para contribuir a la recuperación de este tipo de familia, tan solo hay que recuperar los valores tradicionales de entrega y sacrificio y, en el caso de la mujer, hacer desaparecer Educación para la Ciudadanía de entre sus materias educativas y sustituirla por Educación para la Familia, donde inculcar los valores tradicionales de la mujer española como son los de abnegada madre, hija y amante esposa, valores sobre los que se han fundamentado los pilares de la Patria desde tiempo inmemorial, y sobre los que hay que volver a construir la nueva España que ya se vislumbra en el horizonte. De esta crisis salimos, ¡con fe, con sacrificios y con patriotismo! Pero la mujer española, depositaria de las esencias nacionales, debe estar a la altura que la historia les exige! ¡Españolas, viva España! ¡Arriba España!

No hay comentarios:

Publicar un comentario