miércoles, 11 de enero de 2012

Los jerezanos deberían preguntarse como Mourinho, "por qué, por qué"

Una imagen típica de Jerez
Hoy se cumplen siete meses de gobierno del Partido Popular en el Ayuntamiento de Jerez. Siete meses para "poner las bases del despegue del municipio", según los populares, "porque ésto tiene solución y de ésta vamos a salir" - pero no todos-.
Pasados estos meses nos hemos enterado de que "ésto" es el Ayuntamiento, "principal problema de Jerez". Pues no, el principal problema no es el Ayuntamiento. El principal problema son los más de treinta y dos mil parados que hay en la ciudad, de los que buena parte han agotado las prestaciones por desempleo. Para estas personas el Partido Popular no tiene una sola idea, ni siquiera una sola inversión que traer y comienza incluso a ser patético el intento de fagocitar proyectos de otros partidos, como el Polo Aeronáutico, para engordar el zurrón de sus iniciativas.
Dudas
Pero el gobierno del PP no solo no tiene ideas para arreglar el principal problema de Jerez, sino que ni siquiera ataja el que para él es el primer problema, el Ayuntamiento.
Los jerezanos, y los más de dos mil trabajadores municipales deberían preguntarse como Mourinho, "por qué", "por qué"... Por qué sindicatos como C.G.T. o S.I.P. están callados cuando a los trabajadores municipales se les deben dos nóminas, cuando en el mandato anterior un retraso de cinco días suponía una algarada; por qué unos puestos de trabajo salen tan beneficiados en la nueva R.P.T; por qué hay conceptos que desaparecen del salario bruto a la hora de calcularlo para aplicar los recortes para quienes ganan más de 40.000 euros; por qué mientras se pretende echar a unos trabajadores a la calle a otros se les consideran recortados los sueldos por no aplicarles subidas que no se van a aplicar a nadie... Al final, el dinero contante y sonante no se recorta para algunos... Por qué.
Silencio
Me enseñaron hace décadas que para analizar una situación hay que centrarse en los hechos, no en la literatura que los acompaña ni en la verborrea de quienes los cuentan, y los hechos son tozudos. Los problemas son los mismos que en el mandato anterior, pero agravados. La financiación no llega, porque no se contaba con ella. Los parados siguen parados y sin futuro. Los sindicatos mayoritarios del Ayuntamiento están callados, porque están callados.
Han pasado siete meses y el P.P. no ha aportado una sola solución, ¿por qué?

No hay comentarios:

Publicar un comentario