martes, 6 de marzo de 2012

74 - 100 = - 26

No sé ni qué leyenda añadir
Los trabajadores municipales pueden estar muy tranquilos, ¡no digamos los de las concesionarias! Todos van a cobrar según la alcaldesa, la popular María José García Pelayo. Todo es tan sencillo como sacar a concurso la gestión de los tributos del municipio para que un banco, que adelante el dinero, los tramite obteniendo sus correspondientes beneficios. El problema es que no se ha presentado entidad alguna al concurso para la gestión de los tributos...
No hay problema, los trabajadores municipales van a cobrar sus nóminas, si no íntegras a mes vencido, en distintos plazos conforme la empresa municipal de recaudación vaya ingresando el dinero de los tributos.
El problema es que la recaudación municipal anual es de 74 millones de euros y la nómina de los trabajadores es de 100 millones. Faltarían 26 millones, sin contar el pago a las concesionarias del transporte público o de la recogida de basuras.
No hay problema, con la aplicación del Plan de Saneamiento y la ayuda del ministro Cristóbal Montoro se puede desbloquear la Participación en los Impuestos del Estado, al menos en parte.
El problema es que desde que el gobierno local se hizo la foto con Montoro en un acto de partido en Sevilla, nada se sabe sobre la "tutela" que el señor ministro iba a ejercer sobre el saneamiento de Jerez, ni sobre los ojos de halcón con los que miran los ocho mil municipios españoles a cada dádiva que se otorga privilegiadamente a un ayuntamiento.
Unos dicen que serán 600, otros dicen que serán 700 los trabajadores que irán al desempleo en cuanto se celebren las elecciones andaluzas el 25 de marzo, pero todo eso es una patraña, porque el PP ha asegurado que no se va a despedir a trabajador municipal alguno.
Cabe recordar por cierto que los trabajadores de Onda Jerez tienen por escrito el compromiso de la alcaldesa de que no los iba a despedir, claro que ese compromiso se firmó antes de las elecciones municipales. También cabe recordar que en el programa electoral del PP no aparece la venta de la empresa municipal del agua. También cabe recordar la promesa a las trabajadoras de Acasa de la municipalización del servicio de ayuda a domicilio.
De menor entidad son las afirmaciones a la plantilla municipal de que en la primera semana de enero iban a cobrar la nómina de diciembre y la paga extra de Navidad; que las nóminas atrasadas se pagarían el 27 de febrero, que las nóminas atrasadas se pagarían el 2 de marzo, o bien a mediados de este mes cuando se culminase el proceso de adjudicación de la gestión de la recaudación a una entidad bancaria - concurso que ha quedado desierto -. 

No hay comentarios:

Publicar un comentario