martes, 13 de marzo de 2012

El ausente


Javier Arenas

Debe ser  causa del hipogonadismo que afecta a un buen porcentaje de hombres a partir de los cincuenta, pero la ausencia de Arenas del debate de Canal Sur no tiene justificación alguna. No se puede plantear que no se acude a una cita porque el territorio es "hostil". ¿Qué no hará "el ausente" cuando se tenga que enfrentar a un morlaco de verdad?
La "espantá" de Arenas no es solo un insulto para los profesionales de Canal Sur, es una falta de respeto a toda la población andaluza a la que hurtó la posibilidad de ver sus propuestas confrontadas.
El ausente original, que siempre estuvo ¡presente! nunca hubiera rehusado la invitación. Habría dado la cara y habría dicho; "pese a los golfos que son los directivos de Canal Sur y los del PSOE, aquí estoy yo", a lo que habría añadido tres o cuatro frases sobre la virilidad...
De todas formas, y si el PP no gana o no consigue la mayoría absoluta, Arenas puede estar tranquilio porque la sanidad andaluza continuará atendiendo a aquellas personas que necesitan tratamientos hormonales, ya sean hombres o mujeres.
Sé que todo este texto no es más que un alegato machista, por el que no pienso pedir disculpas, porque su contenido está perfectamente calculado para dar por saco a quienes sí se expresan habitualmente en estos términos.

No hay comentarios:

Publicar un comentario